IMG-20180108-WA0002
enero 8, 2018

Disminuye la violencia física y aumenta la violencia sicológica según la Tercera Encuesta Nacional sobre Violencia Intrafamiliar

La cifra de mujeres que declara haber vivido violencia física en el último año baja de un 5,8% a un 4,3%. Sin embargo, aumenta la prevalencia de la violencia sicológica que pasa de un 16,8% a un 20,2%. Este aumento está dado principalmente por la violencia psicológica leve, que medida en el último año, aumentó de un 16,8% a un 19,7%.

Lunes 8 de enero de 2018.- Esta mañana, la Ministra de la Mujer y la Equidad de Género, Claudia Pascual, y el subsecretario de Prevención del Delito, Óscar Carrasco, dieron a conocer los resultados de la Tercera Encuesta Nacional de Violencia Intrafamiliar contra la mujer y delitos sexuales.

Este estudio que aborda la violencia contra las mujeres fue implementado por el Estado de Chile, en cumplimiento de recomendaciones internacionales como la que se desprende de la Convención para la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación contra la Mujer (CEDAW) y también de una mesa local de expertas y expertos, donde participaron distintas instituciones del Estado.

En la oportunidad, la ministra Pascual dijo que “es indudable que estas cifras se dan en un contexto social y cultural en el que la violencia contra las mujeres ha adquirido mayor visibilidad y en que ha sido enérgica y transversalmente condenada”. Además, agregó que “como sociedad hemos aprendido a identificar distintos tipos de violencia contra las mujeres y a comprender que nada justifica los hechos de violencia. Estos son avances importantes, que no estaban asentados de la misma forma en la medición anterior – año 2012-“.

Por su parte, el subsecretario Carrasco explicó que este instrumento se perfeccionó y amplió el número de ámbitos de medición, con el objetivo de incluir situaciones de violencia que deben sufrir las mujeres en el ámbito educativo, laboral y en los espacios públicos. “Una de las hipótesis que explican este aumento es que existe cada vez mayor sensibilidad frente al tema y mayor acceso a información, por lo tanto existe una mayor claridad respecto a qué acciones violentan la vida de las mujeres como pueden ser las burlas y descalificaciones”, dijo.

Finalmente, ambas autoridades hicieron un llamado a la ciudadanía a denunciar todo tipo de violencia. Es simple hecho puede marcar la diferencia a la hora de incluso salvar la vida de un mujer.

Principales Resultados

Disminuye la violencia física

  • Baja de un 5,8% a un 4,3% la cifra de mujeres que declara haber vivido violencia física en el último año. Lo que si bien, parece un porcentaje menor, resulta significativo, pues se trata de una de las formas más extremas de violencia contra las mujeres.

Aumenta la violencia psicológica leve

  • También es importante destacar el aumento en la prevalencia de violencia psicológica, que pasa de un 16,8% a un 20,2% y es lo que más impulsa el aumento en la cifra de prevalencia general de violencia medida en el último año, como también en toda la trayectoria vital de las mujeres.
  • Este aumento está dado principalmente por la violencia psicológica leve, que medida en el último año, aumentó de un 16,8% a un 19,7%.

La violencia contra las mujeres sigue ocurriendo principalmente en el ámbito intrafamiliar

  • El espacio intrafamiliar continúa concentrando el 38% de la violencia que las mujeres declaran haber vivido en algún momento de su vida.

Las mujeres denuncian más la violencia física

  • Un 37% de las mujeres denunció el último episodio de violencia física vivido, un 23% denunció el último episodio de violencia sexual y el mismo porcentaje (23%) hizo lo propio con la violencia psicológica.
  • El principal motivo por el que las mujeres no denuncian los episodios de violencia es porque no lo consideran algo serio o necesario (44%), porque las cosas mejoraron (32%) o porque tuvieron miedo (14%).
  • Un 46,8% de las mujeres que vivieron violencia física, 41,8% de las que vivieron violencia sexual y 48,9% de las que vivieron violencia psicológica no cree que sirva denunciar o denunció previamente y no pasó nada.

Características generales de la encuesta:

  • Se encuestó cara a cara a 6.824 mujeres de entre 15 y 65 años, que viven en zonas urbanas de las 15 regiones del país.
  • El trabajo de campo se realizó entre el 6 de diciembre de 2016 y el 9 de marzo de 2017.
  • La encuesta fue aplicada principalmente por mujeres con formación en ciencias sociales o experiencia en estudios sociales.
  • Para aplicar el cuestionario se utilizó una Tablet, lo que disminuye algunos errores asociados al uso del papel, como saltarse páginas.
  • El margen de error de la encuesta es de 1,2% en el nivel nacional y 5% en el nivel regional.
  • A diferencia de la encuesta anterior (2012), en esta oportunidad además de considerar la violencia en general o aquella de tipo psicológica, física o sexual, se abordaron otras formas de violencia que viven las mujeres en el espacio público, educativo y laboral.
  • También se consultó sobre la violencia económica, pregunta que, a diferencia de la versión 2012, se formuló a todas las mujeres encuestadas, no solo a aquellas que declararon haber vivido alguna de las otras formas de violencia.
  • Para medir la violencia general, psicológica, física y sexual se utilizaron las variables “vida” y “año”, es decir, se les preguntó a las mujeres si habían vivido cada una de estas violencias en algún momento de su vida y también si la habían vivido en los últimos doce meses.
  • Para medir la violencia económica o las violencias que ocurren en el ámbito educacional, laboral o en los espacios públicos se consideró solamente la variable “año”.

Resultados Encuesta VIF